2016九月27日 出埃及記第卅三、卅四章

 

沒有一人配得 神的恩典

 

Marcelo Morales牧師

 

「摩西說:『求你顯出你的榮耀給我看。』耶和華說:『我要顯我一切的恩慈在你面前經過,宣告我的名。我要恩待誰,就恩待誰;要憐憫誰,就憐憫誰。』」(出埃及記卅三:1819

 

「耶和華在雲中降臨,和摩西一同站在那裡,宣告耶穌的名。耶和華在他面前宣告說:『耶和華,耶和華,是有憐憫有恩典的 神,不輕易發怒,並有豐盛的慈愛和誠實;為千萬人存留慈愛,赦免罪孽、過犯和罪惡;萬不以有罪的為無罪,必追討他的罪,自父及子,直到三四代。』」

 

當我們見著 神,就必看到祂的榮耀。 神顯示祂的本性來回答摩西的問題,祂是滿有恩典、慈愛及信實的主;祂信守約定,同時也是全然聖潔。祂沒有忽視罪孽,或假裝它不存在;祂沒有將不好的隱藏起來,不,祂乃是以正義來面對不義之事。

 

這互相抵對的事怎麼可以並存在一起呢? 神如何可以同時恩慈又審判罪惡呢?以色列的百姓需要一再地了解 神必行這看似不相容的神蹟,祂告訴他們以什麼來代替罪的刑罰,最終甚至將基督獻在十架上。在十架上, 神公義審判的澆灌蓋過了罪,並以恩典赦免罪人,因為祂以豐盛的愛對待我們。

 

祂自由的給予,要憐憫誰就憐憫誰;是無法靠自己的方法贏得,乃是 神給予的。祂依自己的憐憫揀選的人有時叫世人驚訝,同時也告訴我們這些卑微、不值得的人絕對無法以自己的力量贏得救恩,乃是出於 神的憐憫。

 

你認為哪些是不配得恩典的人呢?是敵人嗎?是一個虐待或對你不好的親人嗎?一群恐怖份子?是誰?!如果我們的回答不是:「每個人」,則是你誤解了恩典。沒有一人,絕對、絕對沒有一人配得 神的恩典。

 

27.09.2016 Éxodo 33 y 34

 

Absolutamente nadie merece la gracia de Dios

Pr. Marcelo Morales

 

Moisés respondió: Te suplico que me muestres tu gloriosa presencia. El Señor respondió: Haré pasar delante de ti toda mi bondad y delante de ti proclamaré mi nombre, Yahveh. Pues tendré misericordia de quien yo quiera y mostraré compasión con quien yo quiera” (Éxodo 33:18-19)

 “Después, el Señor descendió en una nube y se quedó allí con Moisés; y proclamó su propio nombre, Yahveh. El Señor pasó por delante de Moisés proclamando: ¡Yahveh! ¡El Señor! ¡El Dios de compasión y misericordia! Soy lento para enojarme y estoy lleno de amor inagotable y fidelidad. Yo derramo amor inagotable a mil generaciones, y perdono la iniquidad, la rebelión y el pecado. Pero no absuelvo al culpable, sino que extiendo los pecados de los padres sobre sus hijos y sus nietos; toda la familia se ve afectada, hasta los hijos de la tercera y cuarta generación" (Éxodo 34:5-7).

 

Vemos la gloria de Dios cuando vemos quién es él. En respuesta a la petición de Moisés, Dios revela la esencia misma de su naturaleza. Él es un Dios de gracia, que abunda en amor y fidelidad. Él es el Dios que guarda el pacto. Sin embargo, también es santo. Él no tiene que pasar por alto el pecado y pretender que no existe. Él no barre las cosas malas debajo de la alfombra. No, sino que trata con justicia a la injusticia!

¿Cómo pueden estas cosas encajar entre sí? ¿Cómo puede Dios ser a la vez amable y sin embargo juzgar el pecado?

 

El pueblo de Israel aprendería una y otra vez que Dios llevaría a cabo este milagro, proporcionando gentilmente un sustituto para tomar el castigo por su pecado. Así lo hizo, y en última instancia, a través de la cruz de Cristo. En la cruz vemos el justo juicio de Dios derramado sobre el pecado. Y vemos a Dios que perdona a los pecadores con gracia, porque es abundante su amor hacia nosotros.

 

El la da libremente. Dios tendrá compasión de quien él tendrá piedad, y tendrá compasión de quien él mostrará misericordia. Esta gracia no se puede ganar, Dios tiene que darla. A él le encanta sorprender al mundo con la elección de ser compasivo y clemente a los que vemos como menos merecedores. Esto pone de relieve que la verdadera gracia nunca es merecida o ganada.

 

¿A quién vemos como menos merecedores de la gracia? ¿a un enemigo? ¿un pariente que me maltrató u ofendió? ¿un grupo terrorista? ¿A quién vemos como menos merecedores de la gracia? Si nuestra respuesta a esa pregunta no es "todo el mundo”, entonces hemos mal entendido por completo la gracia. Nadie, absolutamente nadie, merece la gracia de Dios.

    全站熱搜

    阿根廷活水教會 發表在 痞客邦 留言(0) 人氣()